Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

General Motors dejará de producir en Coahuila el Chevrolet Cruze

En su lugar, la armadora fabricará Chevrolet Blazer; este plan contará a partir de diciembre.
Cruze
Cruze - (Foto: iStock by Getty Images)

Las acciones que General Motors anunció recientemente para sus plantas en la región Norteamérica, entre las cuales destacan la reducción de empleos y el cese en la producción de algunos modelos, excluyen a México excepto en un aspecto: la producción de Chevrolet Cruze en la planta Ramos Arizpe, en Coahuila.

Leer:  GM anuncia un difícil año 2019: cerrará 3 plantas y despedirá personal

Este vehículo, que se fabrica en México, desde hace casi nueve años, será sustituido por la entrada al mercado del modelo Chevrolet Blazer, que comenzará a producirse en diciembre de este año, confirma Teresa Cid, directora de Comunicación y Relaciones Públicas de General Motors México.

Esta evolución se deriva del plan de transformación iniciado por la compañía en 2015, pero también obedece a una dinámica natural de la industria, destaca la directiva. En cuanto a las otras plantas de la compañía en el país, situadas en Guanajuato, Estado de México y San Luis Potosí, la compañía no informó de ningún cambio.

Los cambios anunciados por General Motors —que incluyen el cierre de tres plantas en Estados Unidos y Canadá, así como despidos— responden a una mayor apuesta de la industria por los vehículos eléctricos y autónomos, la cual conlleva un ritmo de innovación tecnológica vinculada a procesos de automatización y robotización que cada día avanza más, considera José Luis de la Cruz, director del Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Económico (IDIC).

Publicidad

Asimismo, la industria automotriz estadounidense ha tenido que lidiar con la competencia de las compañías orientales, pero también con la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), cuyas nuevas reglas han presionado a la industria automotriz estadounidense en general que, al requerir mayores requisitos de contenido regional y nacional, han limitado el grado de desarrollo que puede obtenerse en México si los esquemas de operación del país se sustentan en bajos costos laborales.

Recomendamos:  La planta de Honda en Celaya reanudó la producción de autos

General Motors ha tenido luces y sombras en sus últimos resultados: prevé cerrar el año como el principal productor de vehículos y uno de los mayores exportadores en México, pero las ventas internas descendieron 16% en 2017 respecto al año previo, una tendencia a la baja que también muestra el sector en general.

Al respecto, la compañía reconoció que el mercado doméstico ha enfrentado un año retador, pero confió en que la diversificación de su gama de productos podrá ayudar a elevar su competitividad.

Newsletter
Recibe en tu correo nuestro boletín electrónico

Te has suscrito exitosamente!

Algo ha fallado! Intenta nuevamente en un momento

Publicidad
Publicidad