Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

México está preocupado por la investigación de EU sobre importación de autos

La Secretaría de Economía ve riesgos de que EU comience a aplicar unilateralmente aranceles con el argumento de la seguridad nacional.
Exportaciones de autos
Foto: iStock

CIUDAD DE MÉXICO.- El Gobierno mexicano manifestó su preocupación al enterarse de que el Departamento de Comercio de Estados Unidos concluyó su investigación sobre el impacto económico de la importación de autos y cuyo texto fue entregado este fin de semana al presidente Donald Trump.

El riesgo es que, a partir de los resultados de dicho documento, el Gobierno estadounidense tome decisiones unilaterales para gravar los autos de fabricación extrajera, aseguró la subsecretaria de Comercio Exterior de la Secretaría de Economía, Luz María de la Mora.

Leer: Trump ordena analizar la aplicación de aranceles a los autos

“Nos preocupa que Estados Unidos utilice medidas unilaterales, como la sección 232, y también nos preocupa que utilice los aranceles de una forma punitiva y como una arma de negociación”, manifestó la funcionaria mexicana en el Foro empresarial: perspectivas de las relaciones económicas entre México y Bélgica.

El documento de la investigación referido por De la Mora fue entregado la noche de este domingo por el Departamento de Comercio al presidente estadounidense, en torno a la amenaza que pueden representar los vehículos importados para la seguridad nacional de ese país, lo que eventualmente lo llevará a imponer aranceles.

Leer: ¿Cómo quedaron las reglas de origen del sector automotor en el TLCAN?

Publicidad

La funcionaria opinó que es innecesaria la investigación, porque la industria estadounidense de autos no atraviesa por ninguna emergencia, de ahí que “no es un tema de seguridad nacional realmente”.

La carta paralela es una protección

Sin embargo, De la Mora recordó que México y Estados Unidos mantienen una carta paralela al Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC) —cuyo documento fue negociado por el exsecretario de Economía, Ildefonso Guajardo Villarreal— y que protege de aranceles a la exportación de 2.6 millones de vehículos ligeros y hasta 108,000 millones de dólares (mdd) en autopartes mexicanas.

“En esa carta (las partes) se comprometen a que, en caso de que la Sección 232 para autos imponga aranceles a las importaciones que hace Estados Unidos, a México no se le van aplicar”, dijo la funcionaria.

Leer: La amenaza de Trump sobre aranceles a los autos carece de bases técnicas

De la Mora consideró que, si bien el documento pone a la industria mexicana en un trato preferencial, la preocupación sigue latente con el vecino país de norte.

A pesar de que existe dicha protección, el texto del T-MEC —que sustituirá al Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN)— todavía no ha entrado en vigor porque se encuentra en discusión y aprobación de los congresos nacionales.

Respecto al acuerdo de suspensión que, desde 1996 frenó la investigación antidumping contra las exportaciones de tomate mexicano, la funcionaria comentó que la semana pasada hubo una conversación con el Departamento de Comercio de Estados Unidos para solicitar una oportunidad a los productores nacionales de participar en una negociación.

Recomendamos: México puede rebatir posibles aranceles a los autos

De la Mora consideró que existen posibilidades de que se descarten los daños y que que se permita a la industria mexicana regresar al libre comercio.

Newsletter
Recibe en tu correo nuestro boletín electrónico

Te has suscrito exitosamente!

Algo ha fallado! Intenta nuevamente en un momento

Publicidad
Publicidad