Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Enfermedades gastrointestinales, peligro en primavera

La industria farmacéutica se prepara para recibir diarreas severas, salmonelosis y tifoidea
salud-seguro-pastillas-medico-JI.jpg
salud-seguro-pastillas-medico-JI.jpg - (Foto: Jupiter Images)

Con la época de calor, la incidencia de enfermedades gastrointestinales aumenta hasta 200% en todo el país, debido al consumo de alimentos mal cocidos, falta de agua limpia y poca higiene, aseguraron médicos especialistas del sistema de salud.

Las enfermedades más comunes durante los meses primavera y verano son las diarreas severas, salmonelosis y tifoidea, que afectan a niños menores de cinco años, quienes pueden presentar fuertes cuadros de deshidratación.

Felipe Zamora, director del área de gastroenterología del Hospital Juárez de México, indicó que las más comunes son la salmonella y la e colli, que son las responsables de vómito, diarrea y deshidratación que pueden presentarse por haber ingerido algún alimento contaminado.

Publicidad

Ver  Top de las enfermedades en primavera

Sin embargo, los menores ya no deben fallecer pues existen los tratamientos adecuados en los centros de salud, dijo el especialista.

Para reducir el riesgo de contraer alguna de estas enfermedades, el sistema de salud recomienda comer alimentos bien cocidos, incluyendo los pescados y mariscos de la temporada. La creencia de que el limón cuece estos productos no es verdadera, por lo que hay que vigilar la preparación de los alimentos.

Las personas que cocinan deben lavarse las manos y cubrir todos los alimentos para evitar la presencia de moscas, cucarachas y otros insectos. Aquellos que se puedan descomponer rápidamente deben estar en refrigeración.

Estas medidas también aplican para la prevención de cólera. Si bien la Secretaría de Salud descartó un nuevo brote durante esta temporada, la enfermedad reapareció en el país después de 10 años del último brote.

En octubre del año pasado, se registraron 171 casos de cólera en el Estado de México e Hidalgo, donde una mujer de 72 años fue la única persona que falleció por este padecimiento, en septiembre pasado.

Además de esto, las autoridades de salud recomendaron evitar la exposición prolongada a los rayos solares para evitar golpes de calor y deshidratación, que podrían provocar desmayos, convulsiones e incluso la muerte.

Newsletter
Recibe en tu correo nuestro boletín

Publicidad