Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Amenaza tras amenaza: ¿se suspenderán realmente los aranceles de EU?

Del "odio" al "amor" y del "amor" a la "provocación", aquí hacemos un recuento del comportamiento del presidente Trump hacia México en los últimos días.
D Trump
-

Tal como hizo durante la administración de Enrique Peña Nieto, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha emprendido una ofensiva contra México, ahora obligando al gobierno de Andrés Manuel López Obrador a tomar acciones para frenar el paso de migrantes que intentan llegar a su país.

El tema migratorio es constante en la cuenta de Twitter del mandatario republicano. Y aunque con la llegada de López Obrador a la Presidencia de México el panorama era más alentador -debido a que ambos intercambiaron cartas en las que expresaban su disposición para hacerle frente-, hace casi dos semanas ambos gobiernos tuvieron su primera fractura.

¿La razón? La amenaza del presidente Trump de imponer aranceles del 5% a productos mexicanos. Estos impuestos aumentarían gradualmente hasta que el gobierno de México "decidiera" frenar el paso de migrantes.

Tras una semana y media de negociaciones en Washington, Donald Trump canceló (por ahora) la "sanción" arancelaria a México. Pero sus últimos tuits, que usuarios de redes consideran "provocativos", han generado dudas respecto a lo que se acordó con Estados Unidos.

Del "odio" al "amor" y del "amor" a la "provocación", aquí hacemos un recuento del comportamiento del mandatario estadounidense reflejado en sus tuits.

Leer más: La Casa Blanca y las condiciones que pide para evitar aranceles con México

Publicidad

Así comenzó

El pasado 21 de mayo, el presidente Trump dijo que México "básicamente no está haciendo nada por evitar que inmigrantes ilegales lleguen a nuestra frontera sur", y advirtió que pronto tomaría medidas al respecto.

"La actitud de México es que las personas de otros países, incluyendo personas de México, deberían tener el derecho a pasar libremente a Estados Unidos y que los contribuyentes estadounidenses deberían ser responsables por los enormes costos asociados a esta inmigración ilegal", tuiteó en aquella ocasión.

Y las medidas fueron anunciadas nueve días después: a partir de este lunes 10 de junio, todos los productos mexicanos que que llegaran a Estados Unidos pagarían impuestos del 5%.

"La tarifa aumentará gradualmente hasta que se solucione el problema de la inmigración ilegal", agregó.

Analistas políticos advirtieron que este anuncio no se trataba solo de un tuit, sino de un "decreto", por lo que, indicaron, era urgente que el gobierno de México atendiera la amenaza.

Así continuó...

Aunque una comitiva de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), encabezada por el canciller Marcelo Ebrard, ya se encontraba negociando con sus pares en Washington, el presidente Trump hizo más presión contra México.

El 2 de junio, en una nueva serie de tuits, el republicano arremetió contra México acusándolo de "abusar" durante años de Estados Unidos y protegiendo a organizaciones criminales y a los llamados "coyotes".

“O bien, detienen la invasión de nuestro país por narcotraficantes, cárteles, traficantes de personas, los coyotes y los inmigrantes ilegales, que pueden hacerlo muy fácilmente, o nuestras muchas empresas y trabajos que se les ha permitido tontamente mudarse al sur de la frontera, serán devueltos a EU a través de impuestos)", sentenció en su cuenta de Twitter.

Agregó que para EU "ha sido suficiente" de los "abusos" de México y que, por eso, su anhelado muro ya también "está en construcción y moviéndose rápidamente".

Mientras el plan arancelario de Trump seguía en marcha, no sólo México estaba preocupado, también la Casa Blanca y el Capitolio, que advirtieron que esta ofensiva comercial obstaculizaría los esfuerzos para ratificar el nuevo tratado T-MEC.

En Washington, diversos entes políticos señalaron que las medidas arancelarias afectarían la economía de Estados Unidos, pues depende en gran medida de automóviles, máquinas y alimentos producidos en México.

En este proceso, Donald Trump, quien planea reelegirse para las elecciones de 2020, arremetió también contra la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, luego de que esta calificara su amenaza a México como "rabieta".

Nancy Pelosi –a quien Trump calificó de "desagradable", "nerviosa" y "vengativa"–, fue una de las primeras en considerar que el acuerdo alcanzado entre México y EU es violatorio a los derechos de los migrantes, sin dar más detalles al respecto.

Y así ¿acabó?

El 7 de junio, el presidente Trump lanzó una última "invitación" al gobierno de México a "esforzarse mucho" para lograr un acuerdo "muy exitoso".

Horas después, en su Twitter, dio la "gran noticia": EU llegó a un acuerdo con México, por lo que las tarifas programadas para este lunes quedaban "suspendidas indefinidamente".

"México, a su vez, ha acordado tomar medidas sólidas para detener el trayecto de migrantes hacia nuestra frontera sur. Esto se está haciendo para reducir en gran medida, o eliminar, la inmigración ilegal. ¡Gracias!".

Mientras el canciller Marcelo Ebrard informaba a la prensa sobre los acuerdos con EU –como el compromiso de desplegar a 6,000 elementos de la Guardia Nacional para contener el paso de migrantes–, Trump presumía que "todo el mundo" estaba muy emocionado por el nuevo pacto con México.

Aprovechó también para expresar su agradecimiento a su homólogo mexicano y al secretario de Relaciones Exteriores por trabajar duro y por mucho tiempo para conseguir este "acuerdo sobre inmigración".

Pero siguieron las "insinuaciones"

Simpatizantes del gobierno mexicano y funcionarios (en su mayoría del partido Morena) celebraron que las negociaciones encabezadas por Ebrard Casaubón frenaron, por ahora, los impuestos a productos mexicanos, pero otra parte de la ciudadanía cuestionaba los detalles de este acuerdo.

Y Donald Trump sembró aún más la duda. Este sábado, antes de que el presidente López Obrador enviara un mensaje de "unidad y dignidad" desde Tijuana, Baja California, a unos kilómetros de la frontera con EU, el mandatario republicano tuiteó:

"México ha acodado comenzar a comprar de forma inmediata grandes cantidades de productos agrícolas de nuestros grandiosos y patriotas agricultores".

De inmediato, la oposición en México exigió a Marcelo Ebrard y a López Obrador que detallaran qué fue lo que se acordó con EU para frenar la sanción arancelaria.

Mientras, el republicano señaló que en el anunció dado a conocer por el canciller mexicano no se mencionaba un punto en particular de este acuerdo, pero, agregó, este sería informado en el "momento oportuno".

"Antes, México no estaba cooperando en la frontera, y ahora tengo una confianza completa, especialmente después de hablar ayer con su presidente (López Obrador), en que cooperarán mucho y en que quieren hacer bien el trabajo", escribió Trump este domingo.

Ni la Casa Blanca ni el gobierno de México han dado detalles sobre cuál podría ser ese "acuerdo inédito". El secretario de Seguridad Nacional de EU, Kevin McAleenan, se limitó a señalar que está previsto que las negociaciones entre ambas naciones continúen durante los próximos 90 días.

Pero ese proceso puede durar meses o incluso años, sumando más detención de migrantes centroamericanos. Tan solo en lo que va de este año, EU ha devuelto a México a 10,393 solicitantes de asilo, de acuerdo con cifras oficiales.

*Tomado de expansión.

Newsletter
Recibe en tu correo nuestro boletín electrónico

Te has suscrito exitosamente!

Algo ha fallado! Intenta nuevamente en un momento

Publicidad
Publicidad