Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Una alternativa contra la escasez de talento

Academia y empresas apuestan al modelo alemán para formar a Técnicos Superiores Universitarios. Son capaces de liderar equipos, innovar y cubrir el trabajo de un ingeniero.
Estudio
Tomado de Flickr/ Felipe Lima

Las nuevas tecnologías como la inteligencia artificial, han modificado los puestos laborales a tal grado que los empleadores encuentran dificultades para cubrir esas posiciones que han evolucionado. De acuerdo con la Encuesta de Escasez de Talento 2018 elaborado por Manpower, los operadores de maquinaria especial es la posición con mayores problemas para encontrar al personal indicado.

Los oficios calificados como electricistas, mecánicos y soldadores, además de técnicos en control de calidad y staff técnico, son otros de los 10 principales oficios calificados, de acuerdo con los casi 40,000 empleadores consultados por Manpower a nivel global. Según el reporte, en México, hacen falta casi 1.5 millones de profesionistas de especialización técnica que cubran estas y otros plazas. La falta de experiencia (18%) y el hecho de que los solicitantes no tengan las habilidades requeridas (7%), representan el 25% de las principales razones que impiden cubrir las necesidades de los empleadores.

Es por ello que la Universidad Iberoamericana Ciudad de México y el Tecnológico Universitario del Valle de Chalco (TUVCH) renovaron su alianza con la Universidad Obrera, con la cual los jóvenes tienen la oportunidad de cursar alguna de las carreras técnicas superiores universitarias que ofrecen de forma conjunta desde hace más de una década.

Publicidad

El objetivo es formar a los profesionistas que las industrias y empresas requieren, siempre de la mano de la iniciativa privada, según comenta Oscar Castro, director del TUVCH, que desde hace 12 años inició el programa Técnico Superior Universitario (TSU).

De inicio la oferta académica era para formar personal especializado en tecnologías de la información y comunicación, mantenimiento industrial, mecatrónica, procesos de producción y administración de autotransporte y logística, entre otros, pero se prevé que en breve existan opciones para gestión del territorio y energías renovables, microfinanzas y emprendimiento, por mencionar algunas.

En la Universidad Ibero de la Ciudad de México, la opción de TSU se especializa en producción gráfica, software, y diseño mecánico y manufactura, entre otras disciplinas; y desde el año pasado, la Universidad Obrera de México imparte especialidad en sistemas contables y administrativos.

Leer más: UNID anuncia nuevo Diplomado enfocado en la Industria Petrolera

La industria en las aulas

La carrera de Técnico Superior Universitario es una opción educativa posterior al bachillerato y previa a la licenciatura orientada fundamentalmente a la práctica, que conduce a la obtención del título profesional correspondiente, según la Subsecretaría de Educación de la Ciudad de México.

Es por ello que planes de estudio son 70% práctica y 30% teoría, de acuerdo con el modelo de formación dual alemán en el que está basado el programa académico, según Castro. Las carreras duran aproximadamente dos años y en el último cuatrimestre los alumnos realizan una estadía profesional en la que podría ser su próxima área de trabajo.

Castro ejemplifica que ante el reto de la automatización de las industrias los alumnos de mecatrónica, procesos de producción o mantenimiento industrial son capaces de ubicar los problemas de programación lógica en los procesos para mejorar la productividad o resolver problemas. Afirma que esta es una forma de adelantarse hacia la resolución de problemas que podrían presentarse en las áreas de trabajo futuras.

Para lograrlo, las tres instituciones educativas tienen consejos consultivos en las respectivas carreras. En ellos participan miembros de la iniciativa privada, quienes ayudan a definir o actualizar los planes de estudio, por ejemplo. En el caso del TUVCH, participa la Asociación de Industriales del Valle de Chalco (ASIVE), que agrupa a compañías del sector servicios e industrial (como Muebles Fyli), y otras pequeñas empresas.

Jorge Meza, director general de Vinculación Universitaria de la Universidad Iberoamericana de la Ciudad de México realta que en algunas de ellas los alumnos cursan sus estadías profesionales donde a veces reciben apoyo para transporte, alimentación e incluso hospedaje si se trata de estadías en entidades vecinas como Puebla.

David Fernández Dávalos, rector de esta casa de estudios, llamó a las empresas a revalorar el grado de TSU. Consideró que al no ser tan conocido los empleadores del país no saben cómo tabular su salario y prefieren no contratar a este personal pese a tener una adecuada preparación. Asevera que un TSU es, además, una persona capaz de liderar equipos, innovar, y que incluso pueden cubrir fácilmente el trabajo de un ingeniero.

Esquema productivo

Desde hace más de una década el TUVCH contabiliza 650 egresados como TSU, 57% de ellos labora en el sector servicios, 9% en la industria manufacturera, 8% en el área comercial y 3% en el sector agropecuario.

Actualmente, existen 500 estudiantes en la UIA (incluidos los de la Universidad Obrera Mexicana) y 500 en el TUVCH, donde hay desde recién egresados de bachillerato hasta mayores de 30 o 40 años que ya están en la industria y buscan profesionalizarse.

Jorge Meza, de la Ibero, pormenoriza que todas estas carreras están subsidiadas, por lo que los alumnos sólo pagan aproximadamente 1,000 pesos mensuales, además de que algunas son semipresenciales, lo que reafirma el sentido de educación accesible, además de que todos sus egresados actualmente tienen empleo.

Oscar Castro, del TUVCH, destaca que de acuerdo con encuestas realizadas entre sus egresados, muchos de ellos logran aumentos salariales al cumplir un año en sus lugares de trabajo. Los sueldos promedio son de entre 8,000 y 10,000 pesos mensuales.

En el caso del TUVCH, las carreras más demandadas son Tecnologías de la información y comunicación (32.04%), Administración de autotransporte y logística (21.36%), Cuidados para personas dependientes (17.15%) y Mecatrónica (16.18%).

Newsletter
Recibe en tu correo nuestro boletín

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam).

Algo ha fallado! Intenta nuevamente en un momento

Publicidad
Publicidad