Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Un mexicano quiere reactivar la industria española

Rogelio Ambrosi tiene el mando de la firma Merck en España y no le teme a la actual crisis
planta industrial
planta industrial - (Foto: Photos to go)

Rogelio Ambrosi no tiene miedo. No le teme a hacerle frente como directivo a la crisis que vive España. Está convencido que no será nada fácil enfrentar los problemas que atraviesa la industria europea. 

Ambrosi despacha desde la dirección general de Merck en Madrid. Desde hace un año que salió de México, (también como directivo de la firma) vislumbra un panorama optimista y realista ante los embates de la crisis española.

Después de haber encabezado a la empresa en países que han vivido escenarios similares de crisis como Venezuela, Colombia y México, tal parece ya no temerle a los riesgos. “La decisión no fue difícil, no tenía muchas opciones y siempre había querido trabajar en Europa. En España, surgió la oportunidad y la tomé”.

Publicidad

Los últimos resultados financieros para la farmacéutica no han sido del todo malos. Merck creció por más del 8% sus ventas a nivel mundial, un buen resultado si se toma en consideración que el crecimiento de esta industria es de menos del 2%.

Pero en España, las cosas no son así…

El mercado farmacéutico se está haciendo cada vez más pequeño. “En este caso no podemos hablar de crecimiento, tenemos disminución en el gasto farmacéutico. Muchos de estos recortes sanitarios han venido a través del aumento de precios y de los decretos que han salido sobre medidas entre los productos genéricos y de marca, esto ha afectado”.

Sin embargo Ambrosi no tira la toalla. “Hemos analizado la crisis, buscamos caminos alternos. Hay empresas que se han hecho a un lado o han dejado de promocionarse e invertir, nosotros no hemos hecho eso. Le dedicamos tiempo al factor humano”.

Rogelio Ambrosi es coincidente con Pedro Galvis actual director de Merck en México. Pareciera ser que el tema de crear una ofensiva para abatir los problemas y las crisis es la solución para enfrentar esta situación a nivel mundial. “Hemos empujado un poco más, hemos sido más aguerridos que otras empresas. Normalmente las empresas dicen hasta aquí, Merck ha apostado más para poder tener más penetración”.

Al venir de otros países con problemas, al directivo se le ha facilitado tomar conciencia sobre cómo levantar la industria farmacéutica en esta región europea. “Tenemos un equipo más competitivo y más unido, es una compañía que está dispuesta a tomar riesgos y a investigar alternativas”.

La atracción de talento de otras empresas es una estrategia que la farmacéutica viene elaborando. El acercamiento con instituciones como universidades e instituciones les ha ayudado a atraer talento y mentes frescas para la reactivación de esta industria.

Como consejo, Ambrosi invita a directivos y cabezas de todas las industrias europeas a tomar riesgos y participar en otras regiones a trabajar. “Sería muy prudente que pasaran por mercados latinoamericanos como parte de experiencia profesional. Muchas de las características y diálogos que actualmente se vive en España ya se han vivido en otros países, esto ya se ha visto hasta tres o cuatro veces”.

Newsletter
Recibe en tu correo nuestro boletín

Publicidad
Publicidad