Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

México debe fortalecer competitivamente el mercado interno con inclusión social

OPINIÓN Lograrlo implica aplicar una nueva política industrial comprometida con el aumento del valor agregado y el desarrollo tecnológico, entre otros recursos.
José Luis de la Cruz Gallegos, director general de IDIC
José Luis de la Cruz Gallegos / Foto: Jimena Zavala

Nota del editor: La columna completa se publica originalmente en la edición 275 de la revista Manufactura, La nueva política industrial, correspondiente a diciembre de 2018.

CIUDAD DE MÉXICO.- El desarrollo económico y social del México del futuro está correlacionado con sus capacidades productivas y las empresas público y privadas que viven en su interior.

Un modelo económico socialmente sustentable precisa de unidades productivas financieramente viables, capaces de propiciar estabilidad social por medio del empleo formal que generan.

Alcanzar niveles superiores de crecimiento requiere del inversión productiva que se traduzca en mejores condiciones de bienestar, en otras palabras requiere del fortalecimiento globalmente productivo y competitivo del mercado interno con inclusión social.

Leer: 4 claves para mejorar al sector automotor mexicano

Para lograrlo es necesario instrumentar una nueva política industrial comprometida con el aumento del valor agregado, el desarrollo tecnológico, el fortalecimiento de los encadenamientos productivos entre empresas y el aumento sostenido de la productividad.

Publicidad

* El autor es director general del Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Económico (IDIC).

Portada 275

Portada 275

Newsletter
Recibe en tu correo nuestro boletín electrónico

Te has suscrito exitosamente!

Algo ha fallado! Intenta nuevamente en un momento

Publicidad
Publicidad