Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

El futuro de Mastretta no está en sus manos

Sus fundadores sólo tienen 35% del control accionario de la única automotriz mexicana
El Mastretta MXR sera uno m�s de los 250 modelos Hot Wheels
El Mastretta MXR sera uno m�s de los 250 modelos Hot Wheels - (Foto: .)

Los hermanos Mastretta están atados de manos. El destino de su empresa, la única armadora mexicana de vehículos deportivos, ya no depende de ellos. El rumbo de la compañía está en manos de los accionistas mayoritarios y su decisión se dará a conocer en las próximas semanas.

Así lo expusieron en su comunicado del pasado 27 de mayo: “Una torpe, irresponsable y negligente gestión de los administradores, a las órdenes de Latin Idea Ventures, agotó en solo ocho meses los primeros recursos aportados sin cumplir ninguno de los objetivos comprometidos”, dice el documento .

Los emprendedores Carlos y Daniel Mastretta iniciaron, hace 27 años, una empresa denominada Tecno Idea SAPI, la cual, años después los llevaría a crear el Mastretta MXT: el primer coche deportivo diseñado y fabricado totalmente en México.

Publicidad

En 2010, los Mastretta sumaron a Latin Ideas como inversionista y el año pasado buscaron más socios a través del denominado Fondo México Ventures y la Corporación Mexicana de Inversiones de Capital (CMIC), ambas instituciones del sector gubernamental.

Los emprendedores aceptaron reducir su participación accionaria a 35% y mantener dos lugares en el Consejo de Administración, a cambio de una capitalización por 5.5 millones de dólares (mdd). El convenio establecía que el capital se daría en dos tantos, una primera entrega de 2.7 millones y el resto al cumplirse los objetivos de ventas, y producción, detalló Carlos, en entrevista con Manufactura.

Escasean los recursos

El 27 de mayo, los Mastretta publicaron un desplegado en donde acusaron a sus inversionistas de no cumplir con la entrega de la segunda parte del capital acordado.

En una entrevista con CNNExpansión un vocero de Fondo de Fondos –quien pidió no revelar su nombre– dijo que si Mastretta Cars logra cumplir sus objetivos de ventas y producción a tiempo los inversionistas podrían aportar el capital restante. "Pero es difícil, porque ya no tienen recursos", afirmó.

El incumplimiento, según el desplegado de los Mastretta, se debe a que los recursos de la primera etapa fueron mal administrados por sus socios.

La firma responsabilizó a sus tres socios de haber “tomado decisiones equivocadas que ahora conducen a la pérdida del valor de la empresa y al eventual fin de un proyecto automotriz mexicano con amplias posibilidades de éxito”.

Los hermanos están a la espera de que el Consejo de Administración, compuesto por siete miembros en total, convoque a asamblea para llegar a un acuerdo. Mientras se define la fecha, las operaciones de la planta Mastretta están detenidas.

Los activos

La planta automotriz de Mastretta se encuentra en Ocoyoacac, Estado de México, tenía capacidad para ensamblar ocho vehículos mensuales, comentó Carlos durante la entrevista.

Esta nave se inauguró en 2010 con una inversión de 4 mdd y parte del capital convenido con los nuevos socios se destinó a su ampliación. Antes del paro de operaciones, estaba por llegar al objetivo de un vehiculo a la semana, del modelo deportivo MXT, el cual se ofrecía en tres versiones, a un precio base de 64,890 dólares.

Alrededor de este negocio hay 45 empleados, entre 35 y 40 proveedores, y una agencia ubicada sobre la carretera México-Toluca, propiedad de Planet Car Group, una corporación especializada en la venta de autos de lujo y deportivos.

Mientras los Mastretta esperan la fecha de la asamblea, la versión Hot Wheels de su modelo MXT se vende con éxito en el departamento de juguetes de supermercados y departamentales. Por ahora y durante las próximas semanas, los anaqueles de las tiendas son el único lugar donde podrá comprarse un legendario Mastretta. 

Newsletter
Recibe en tu correo nuestro boletín

Publicidad