Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

La academia puede resolver la crisis de talento

El déficit de mano de obra especializada está en manos de las universidades
universidades
universidades - (Foto: SXC)

Una de las causas del actual déficit de talento que enfrentan diversos sectores industriales en México está en las instituciones académicas, las cuales, según la opinión de especialistas, no han sabido adaptarse a los cambios empresariales para producir los recursos humanos suficientes en cantidad y en calidad.

Industrias como la automotriz, farmacéutica, química y tecnologías de información, enfrentan un déficit de mano de obra, de acuerdo con datos de la consultora Hays. A éstas se le sumarán los ramos petroleros, gasífero y eléctrico, los cuales carecen en México de un apoyo académico robusto para atender sus necesidades.

“El papel de la universidad es crítico para acercar los perfiles de los graduados a la realidad del trabajo actual, por supuesto sin perder la misión original de la Universidad como centro de conocimiento y desarrollo intelectual”, indica el Reporte Laboral México 2014, de Hays.

Publicidad

En el sector energético de México se avizora una de las principales amenazas: en cuatro años podrían demandarse 135,000 puestos técnicos, sin que haya certeza de que el mercado pueda cubrir esa vacante.

Energía y ciencias exactas

Datos del Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO) señalan que el déficit de mano de obra especializada en el sector energético se debe a cuatro factores: una presión mundial que demanda personal en los países cuyo mercado energético está creciendo; el envejecimiento y jubilaciones anticipadas en Pemex y la Comisión Federal de Electricidad (CFE); fallas educativas, con pocos programas académicos en materia energética; y una oferta laboral que en general muestra rezago respecto a las constantes innovaciones tecnológicas en esta industria.

La industria mexicana demanda perfiles orientados hacia las Ciencias Exactas, y en este ramo las cosas tampoco son fáciles.

Cifras de la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo, retomadas por el Imco, apuntan que dos de 10 profesionistas en México son administradores o contadores, y que la mayor parte de profesionistas en México está en carreras genéricas. “Seguimos formando profesionistas en áreas genéricas y no en especializadas como las que podríamos necesitar”, apunta el Imco.

Los resultados del Programa para la Evaluación Internacional de Alumnos (PISA) son menos alentadores: 55% de los estudiantes de 15 años no tienen el nivel básico de competencias en Matemáticas y 47% no alcanza el nivel básico en Ciencias.

“Es necesario buscar otros canales de preparación de los jóvenes que les den perspectivas de trabajo y de futuro; de otro modo nos arriesgamos a perder toda una generación con lo que ello implica para el crecimiento social y el bienestar de un país”, concluye Hays.

Newsletter
Recibe en tu correo nuestro boletín

Publicidad